Kan Kadena

KK5

Hablar de los últimos años del huerto de esta masía es hablar también de la historia de un hombre en particular. Vivió en Esplugues de Llobregat toda su vida, cultivando el terreno de Can Oliveres de donde le echó, después de 23 años de lucha, una inmobiliaria con el apoyo del Ayuntamiento. Dado que su antigua masía todavía se encuentra en estado abandonado propone que éste podría hacer huertos urbanos ahí.

KK9

Él mismo encontró un nuevo huerto, en el que se podía dedicar a lo que toda su vida había hecho, dis- traerse y olvidar el dolor, cuando lxs okupxs de entonces le invitaron a Kan Kadena en 2005. »Para mi fue encontrar más que una familia, encontré una gran amistad«.

KK1

Hasta el desalojo de la casa en marzo de 2009 habían sido sobre 20 personas las que comieron del huerto, 11 años de proyecto y diez meses en los que el señor vivió en la casa ocupada, haciendo del huerto algo increíble. »Donde antes había plantadas 10 lechugas, Pep plantó 200.« Algunas de ellas se subastaron en la fiesta de desalojo.

KK4A partir de un huerto, se acabó acostumbrando a una nueva forma de vivir que le llevó a conocer también más proyectos parecidos como el de Can Masdeu. »Si hubieramos podido estar este año, seguro que habríamos empezado también con más actividades alrededor de él.«

KK8

KK2

Con su trabajo, su pasión y amor dió vida a un huerto abandonado con mucho potencial »para ver a lxs chicxs felices«. Lo que él ha podido enseñarles a éstxs lo continua ahora en la terraza de su piso.

(estado de junio de 2009)

* En marzo de 2010 la masía y los huertos destruidos están todavía ahí abandonados sin que hayan cambiado nada.

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 48 seguidores

%d personas les gusta esto: